¿Qué tener en cuenta para remodelar mi casa o departamento?

A la hora de remodelación, siempre es productivo preguntarse por el propósito central de la misma, ¿Qué debo tener en cuenta?. En este blog te orientamos para que encuentres el propósito de tu remodelación y te contamos la importancia de tener un objetivo claro.

Tres principales propósitos a la hora de remodelar:

Una remodelación/ actualización de tendidos de servicios (luz, gas agua, cloaca), que al obligar a quitar revestimientos invita a una renovación estética y/o funcional.

Una remodelación estética como acto de apropiación del inmueble (por ejemplo: aplicarle nuestra personalidad a las paredes).

Y por último, una remodelación del uso y destino de los m2. La cual involucra un reordenamiento de los recintos y las funciones que cumplen al día de hoy, ésta ya no solo va a “invitar”, sino que va a exigir una renovación estética y una renovación de tendidos de servicios también.

Antes y después de cocina remodelada y baño que estaba sin uso, convertido en lavadero.

¿Por qué es importante establecer cuál es el propósito principal de la remodelación?

Porque así será mucho mas fácil establecer el orden de prioridades en las decisiones a lo largo del proceso. Desde los materiales, hasta la ubicación de tomacorrientes.

Sin dudas, la última de las 3 opciones que hemos mencionado es la mas demandante desde el punto de vista proyectual, pues incluye la complejidad de las 2 anteriores implicadas en el proceso de diseño. Lo que no hay que perder es la escala de prioridades. Ejemplo: La estética debe ponerse en función de la nueva identidad de los ambientes que han sido objeto de la remodelación. Y no al revés.

¿Que problemas no resuelve hoy mi vivienda?

 En Remodelatucasa estamos convencidos de que La arquitectura es hacer “recintos para los ritos” y por ello, hay preguntas introspectivas que deben hacerse los habitantes del inmueble antes de pasar a evaluar medidas o materiales. 

¿Puedo nombrar concretamente que problema me obliga a reorganizar mi inmueble, que antes no tenía? Ejemplos:

“Tengo hijos de géneros y edades diferentes que ya no pueden dormir juntos.”

“La oficina a la que iba todos los días hasta el 2020 no existe mas y hoy el home office es mi única opción.”

“Mi madre ya no puede vivir sola y debo asumir su cuidado puertas adentro de mi casa.”

“Descubrí una nueva pasión por la cocina y la cocina que tuve hasta ahora ya no me sirve.”

Parece fácil nombrar la situación a resolver, sin embargo, muchas veces se le cambia el nombre, disfrazándolo de construcción:

La frase:

“Tengo hijos de géneros y edades diferentes que ya no pueden dormir juntos.”

A menudo se reemplaza por:

“Tengo que hacer un cuarto más en la terraza.”

Como si una frase fuera correlativa con la otra. Y no es cierto. Una de las soluciones para que cada hijo tenga su espacio es inventar un cuarto en la terraza. Pero hay muchas otras. Es decir, nombrar mal el problema lleva a soluciones equivocadas o reduce las opciones de solución a solo una. 

Es en esta dimensión cuando el trato con un profesional que sepa hacer las preguntas y ayude a nombrar, hace una gran diferencia.

Antes y después de cocina remodelada. Redistribución para un mejor aprovechamiento del espacio.

¿Que situaciones a futuro sería bueno considerar y dejar proyectadas desde el principio de la remodelación?

Será muy eficiente pensar no solo en la foto del día que finalizará la obra. Sino también pensar un poco más allá:

¿Quedan ampliaciones programadas para etapas posteriores?

¿Cómo se relaciona la casa resultante con la demanda inmobiliaria?

Si bien es difícil saber cuanto valdrá la propiedad remodelada dentro de varios años cuando uno decida desprenderse de la misma. Podemos, antes de remodelar, someter nuestras ideas a la evaluación de un experto tasador del mercado y así informarnos sobre lo que el mercado espera en términos de comodidades standard prtendidas dentro del segmento de inmuebles en el que nos encontramos. En efecto, nos referimos a las tipologías clásicas del mercado inmobiliario: Casa chorizo, PH por pasillo, Depto de 3 ambientes, o de 3 ambientes con dependencia.

Ejemplo: Un caso típico para la polémica es si mantener o no la bañera en la renovación completa de un baño. Los expertos recomiendan que, sea cual sea la cantidad de baños que tenga la vivienda siempre debería haber un baño con bañera. De esta forma, no perderemos a las familias con bebes o a los fanáticos del baño de inmersión como posibles compradores.

Proceso de obra y terminado de remodelación de baño.

¿Imagen & Estética ó Comodidad & Utilidad?

En Remodelatucasa estamos convencidos de que en diseño hay que “generar un hecho estético, pero con lo estrictamente necesario”. Implica que el dinero mejor gastado es aquel que resuelve una necesidad de uso, de practicidad, de comodidad o de eficiencia. Y el compromiso proyectual es resolverlos de la forma más bella que permitan los recursos materiales disponibles. Dinero o preexistencias a reciclar.

Departamento remodelado.

Una última reflexión…

Estas recomendaciones generales, se convierten en particulares cuando el proyectista se hace presente en los lugares a intervenir, porque por más virtual que se vaya volviendo el mundo, el espacio vivencial solo se puede operar y reorganizar experimentándolo al mismo tiempo que se entrevista a quienes lo van a habitar. En una Visita de Asesoramiento Profesional

¡Nos vemos en tu casa!

Para obtener más información hacer click en este enlace: https://remodelatucasa.com.ar/contacto

Además podés chequear nuestro Instagram para ver nuestrs últimas OBRAS! www.instagram.com/remodelatucasa.ok